Babilonios

HIMNO A ENLIL

Esta composición de aspecto hímnico es en realidad una plegaria recitada durante los rituales de purificación por el agua, relacionados con el rey (bit rimki) o con la estatua de la divinidad (mis pi).

TEXTO

¡Muy grande Señor, montaña de los I[gigu], príncipe de los Anunnaku, gran (dios) reflexivo, [En]lil, Señor muy grande, montaña de los Igigu, príncipe de los Anunnaku, gran (dios) reflexivo, que te renuevas sin cesar, que lo que dice tu boca es invariable, de quien ningún dios revoca lo que dicen tus labios! Señor de los señores, rey de reyes, padre que has engendrado a los grandes dioses(1), Señor de los destinos y de las normas, que gobiernan los cielos y la tierra, Señor de todos los países, que juzgas sin llamada, cuya orden es inmutable, que fijas los destinos de todos los dioses, que, a tu orden, son engendrado los pueblos, tú nombras rey y gobernador. Puesto que está en tu poder crear dios y rey, y porque tú conviertes al débil en fuerte, entre los numerosos astros de los cielos, yo(2), Señor mío, me he confiado en ti, te he celebrado, te he sido atento. Fíjame un destino de vida, ordena que mi nombre tenga prestigio, deroga el mal, procúrame la justicia(3), llévate […] y hazme don de abundancia(4), pon sobre mí tu gran dignidad. Que dios y rey me aprecien, que notable y príncipe hagan lo que yo digo, que quien me vea tenga vergüenza ante mí(5), que mi palabra sea escuchada en la asamblea, que la Lamassu de ser escuchado y aceptado cuando yo hable(6) este sin cesar cada día conmigo. ¡Dios, yo te he celebrado, te he buscado, y yo, tu servidor, que viva, que esté salvo, que proclame tus altos hechos, que cante tus alabanzas(7)!

NOTAS

1- Aquí Enlil esta descrito con los poderes de Anu, dios al que sustituirá en importancia.

2- El rey.

3- Seguimos a D. W. Myhrman.

4- Para G. R. Castellino: <destruye la humillación, da abundancia>.

5- Según G. R. Castellino: <el que me vea este bajo mi sujeción>.

6- Esto es, <que tenga la buena fortuna (lamassu) de ser escuchado cuando hable>.

7- El final de esta plegaria difiere según los autores. De hecho, se trata de un conjuro <a mano alzada>, <con elevación de mano> (nish qati), dirigido a Enlil.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s